Otros Servicios

   

 

Si la tintorería ha estropeado la prenda se aconseja formular reclamación con la finalidad que el establecimiento compense al cliente por el daño sufrido. Si ésta no surte efecto se aconseja formular solicitud de Arbitraje de Consumo.

Dicha compensación puede efectuarse de distintas maneras, a elegir por el cliente:

-       Con la reposición de una prenda idéntica cuando ello sea posible.

-       Con el pago de una cantidad como indemnización, equivalente al valor que se acordó para la prenda en el momento de la entrega para su limpieza.

-       Si no se fijó valor alguno, se solicita la indemnización de acuerdo con la factura de compra, y si ésta no se conserva, debe proponer una cantidad equivalente al valor de mercado de una prenda de similares características.

Ahora bien, si la tintorería advirtió de la posibilidad de deterioro de la prenda sometida al tratamiento solicitado, bien por encontrarse ésta en mal estado, bien porque han de ser sometidas a manipulaciones especiales que puedan entrañar tal peligro, y se haya expresado claramente esta circunstancia, la tintorería puede declinar su responsabilidad.

En cualquier caso, y para evitar problemas, se recomienda siempre pedir el resguardo de entrega de la prenda, en el que debería constar:

-       Nombre del cliente

-       Nombre de la empresa de tintorería

-       Tipo de prenda y tipo de servicio

-       Fecha de recepción y de entrega

-       Precio o precios del coste de limpieza de las distintas prendas

-       Estado de la prenda

-       Valoración de la prenda, si lo deciden de común acuerdo el cliente y el establecimiento (en caso de alfombras o prendas de mucho valor se recomienda fijar su valor).

El cliente debe conservar siempre dicho resguardo, pues será imprescindible en caso de reclamación. Conviene igualmente recoger la prenda antes que transcurran tres meses, ya que en caso contrario le podrían cobrar gastos de estancia. Igualmente, el pago por adelantado es opcional para el cliente, siempre y cuando esté conforme con ello, no pudiendo ser exigido por el establecimiento.

Se aconseja acudir a tintorerías y establecimientos de limpieza de prendas que estén adheridos al Sistema Arbitral de Consumo, pues en caso de desacuerdo será la vía más rápida, y menos costosa (es gratuita), para reclamar. Si el establecimiento no está adherido o no quiere someterse al arbitraje, sólo podrá reclamar por la vía judicial. El consumidor puede acudir a esta vía por sí mismo, sin necesidad de abogado ni de procurador, sólo en el caso de que el valor económico de la cuestión que se somete a juicio sea inferior a 900 €. Para cuantías superiores debe contratar los servicios de un abogado y un procurador.

-       Carta reclamación extrajudicial tintorería por deterioro de la prenda .

-       Solicitud general de arbitraje de consumo.

-       Demanda judicial de juicio verbal (sin intervención de abogado ni procurador) .

Para más información sobre el ARBITRAJE DE CONSUMO pulse aquí.

Nivel Anterior               Ir Arriba